¿Sabias que…? Edición 2.

1. Resbaladicidad en terrazo. Si bien el grado de resbaladicidad de una baldosa de terrazo puede determinarse en fabrica y declararse en la documentación técnica a aportar en obra y en la correspondiente a su marcado CE, los procesos de pulido y abrillantado finales acaban minusvalorarando ese grado de resbaladicidad, que deberá certificarse mediante ensayo en obra.

Terrazo 1Dicho ensayo puede realizarse “in situ”, mediante el método del péndulo descrito en el Anejo A de la norma UNE-ENV 12633:2003, empleando la escala C en probetas sin desgaste acelerado. Si bien esta norma ha sido anulada recientemente por Aenor, aun sigue vigente al estar incluida en el CTE y no tener, actualmente, ninguna norma que la sustituya, aunque al parecer tanto en el Comité Europeo de Normalización como en el Nacional, se trabaja ya con algún borrador. penduloEl valor obtenido deberá cotejarse con lo exigido en proyecto, en función de los valores descritos en la tabla 1.1 del artículo 1 del CTE DB SUA. 2. Bisagras. El tipo y número de herrajes o bisagras (de un solo eje) a disponer en una puerta, depende de los factores siguientes: A) FRECUENCIA DE USO De acuerdo a la norma UNE EN 1935:2009 referente a Herrajes para la edificación. Bisagras de un solo eje (y en función de su frecuencia de uso y categoría de servicio), las bisagras se clasifican en grados: Grado 1: Servicio ligero. Bisagras para ser utilizadas en puertas o ventanas de viviendas u otras áreas habitables y en otros edificios con baja frecuencia de utilización por personas que tienen mucho cuidado. Hay pocas posibilidades de que se produzcan accidentes o mala utilización (situaciones domesticas, oficinas, locales donde no hay acceso al público en general etc…) Grado 2: Servicio medio. Bisagras par ser utilizadas en puertas de viviendas u otras áreas habitables y en otros edificios con una frecuencia media de utilización por personas que tienen cuidado. Hay posibilidades de que se produzcan accidentes o mala utilización (situaciones domesticas, oficinas, locales donde hay un acceso limitado al público etc…) Grado 3: Servicio pesado. Bisagras para ser utilizadas en puertas de edificios con alta frecuencia de transito. Hay alta posibilidad de que se produzcan accidentes por mala utilización. Se utiliza en edificios públicos e institucionales (bibliotecas, hospitales y escuelas…) Grado 4: Servicio severo: Bisagras para ser utilizadas en puertas que estén sujetas a frecuente uso indebido y violento. B) Peso de la puerta. Depende del grosor de la puerta y del material de fabricación. En esta tabla se indica los pesos aproximados en función de dichas variables. Pesos puertasTeniendo en cuenta los parámetros descritos anteriormente, el número de bisagras por puerta queda a elección del fabricante, si bien la norma NTE PPM establece un mínimo de tres bisagras en puertas, siendo conveniente añadir una o dos más en función del peso y/o altura. bisagras3. Suministradores y centrales de hormigón. A la hora de realizar el control de hormigón según una lotificación establecida en el plan de control de la estructura, la instrucción EHE dispone en su artículo 86.5.4.1 lo siguiente: Todas las amasadas de un lote procederán del mismo suministrador, estarán elaboradas con los mismos materiales componentes y tendrán la misma dosificación nominal. En este caso, se considera que el hormigón procede del mismo suministrador y central de hormigón. central hormnigonSe puede dar el caso de que se suministren a la obra hormigones del mismo suministrador y diferentes plantas o centrales (en núcleos urbanos grandes se da frecuentemente este caso). Aunque sería difícil que aun siendo el mismo suministrador, dichas centrales fabricasen hormigones de iguales materias primas y dosificación nominal, la misma instrucción en su artículo posterior 86.5.4.2 matiza este aspecto con la siguiente consideración: Las tomas de muestras se realizarán aleatoriamente entre las amasadas de la obra sometida a control. Cuando el lote abarque hormigones procedentes de más de una planta, la Dirección Facultativa optará por una de siguientes alternativas: a) subdividir el lote en sublotes a los que se deberán aplicar de forma independiente los criterios de aceptación que procedan. b) considerar el lote conjuntamente, procurando que las amasadas controladas se correspondan con las de diferentes orígenes y aplicando las consideraciones de control que correspondan en el caso más desfavorable. Una vez efectuados los ensayos, se ordenarán los valores medios, xi, de las determinaciones de resistencia obtenidas para cada una de las N amasadas controladas: x1 ≤ x2 ≤ ……≤ xN

Anuncios

2 pensamientos en “¿Sabias que…? Edición 2.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s